Etiquetas

, , ,

Como ya habréis observado si seguís mi blog,( y si no ya lo podéis empezar a leer) soy  muy fan de la gastronomía  y también en esto, como con la televisión, tengo pocos filtros. Básicamente lo que me gusta es comer y existen pocas cosas a las que les haga ascos. A veces me deleito saboreando platos dignos de restaurantes con tres estrellas Michelin (hechos en casa, eso sí) y otras veces disfruto como una enana con la más maravillosa y sabrosa comida basura.

Foto: Charly´s cake

Foto: Charly´s cake

Por eso hoy os voy a hablar de un peculiar personaje que nació con el  nombre de David de Jorge, pero que es más conocido como Robin Food. Este hombretón (sí, es muuuuy grande) se ha hecho muy conocido por su programa de televisión “Atracón a mano armada”, emitido todos los mediodías en ETB 2. Un programa de cocina que nos aventura en un viaje al fondo de ollas y sartenes, ameno, divertido y sin las bobadas que suelen ser habituales en algunas emisiones gastronómicas al uso. No en vano, el anterior programa de David De Jorge se llamaba “Cocina sin bobadas”.

David de Jorge / Robin Food

David de Jorge / Robin Food

En febrero cumplieron la emisión número 600 y eso demuestra que su estilo poco ortodoxo gusta bastante. Yo soy especialmente fan de su sección guarrindongadas, que viene a ser la antítesis de lo que es la cocina, pero que a la vez es algo que todos hemos hecho alguna o varias veces en la intimidad de nuestras casas. Me siento feliz, cuando descubro que no soy la única rara que prepara cochinadas y hace mezclas que para cualquier humano podrían ser asquerosas  pero, que para mi son maravilla pura. Está guay saber que TODOS lo hacemos.  Es el espacio de todos los viernes, para poner la puntilla cachonda y divertida a la semana. Aquí, un ejemplo;

Mucha gente piensa que es el anticocinero, antipresentador y además, por qué no decirlo, un guarro. Coge la comida con la mano, prueba todo lo que prepara directamente del puchero, es descarado y en ocasiones un poco bestia, pero lo cierto es que es simpático, muy buen cocinero y un erudito en todo a lo que productos culinarios se refiere. La última locura que ha añadido a su programa es enseñarnos cómo adelgaza semana tras semana hasta llegar a los 200 kilos, (en el vídeo de antes habréis notado, si no estáis ciegos, que el hombre tiene algo de sobrepeso)para luego poder hacerse la reducción de estomago y claro, ¿dónde se pesa nuestro amigo? pues él, que es muy peculiar no tiene el típico peso en su baño, no.  Aunque a estas alturas no creo que os sorprenda. Robin Food se pesa en la báscula de un matadero.  Es lo que comentábamos, un programa de cocina, pero que traspasa todas las barreras de los convencional y de lo políticamente correcto. ¡me encanta!

Si no podéis ver el programa presentado por el cachalote más glotón y divertido de la televisión, no os preocupéis, tiene su propio canal en youtube, Robin Food Tube. Las recetas que nos presenta son de todo tipo, algunas  más elaboradas y otras que parece que se le acaban de ocurrir a un niño de 12 años, pero siempre son ricas y fáciles de preparar.

Anuncios